sábado, 6 de agosto de 2016

A veces...

A veces, y solo a veces, necesitamos parar, respirar hondo y centrarnos en las cosas importantes de la vida. Destinar todas nuestras fuerzas y nuestro tiempo a lo que realmente necesitamos. Después de la tempestad llega la calma, con nuevas ilusiones y ganas de volver a trabajar. Yo ya estoy en esa etapa y muy pronto, después del verano, volveré a estar aquí, con más proyectos y nuevos retos en los que ya estoy manos a la obra. Aunque sea en la sombra sabéis donde encontrarme, si necesitáis consejos o ayuda y abierta a propuestas de colaboración. Gracias a la gente que durante estos meses se ha puesto en contacto conmigo, sé que estáis ahí desde el principio.


¡Disfrutar del verano, nos vemos muy pronto!.